,

#SAYHOT Me he portado mal, me merezco una nalgada….

No olvides comentar los artículos de #SayHot y sugerir a través de Twitter los temas de sexo sobre los que te gustaría saber.

Por @LAPROFECAMILASA 

Cuando éramos pequeños, una de las cosas que más terror nos causaba tras portarnos mal era que nuestros padres nos pegaran un par de nalgadas bien puestas para corregirnos. Pero tal parece que esos episodios de dolor y corrección puestos  en un contexto adulto, picante y bajo otras condiciones, nos encanta. Relacionar nalgadas sexuales con padres, tal vez sonó un poco enfermo o aberrado para este párrafo introductorio haciendo colación a los papás. Pero simplemente era, Como siempre lo hago en cada programa, para generar un ritmo y unión de ideas.

En fin, como se pudieron dar cuenta. Este artículo trata de las nalgadas o “spanking”. Lo cual si sabe practicarlo, o que lo pongan en práctica en ud. Hará que tenga mejores encuentros sexuales, más picantes, menos aburridos, con más propuestas y con un final feliz deliciosamente orgásmico y bien-venido.

Muchos dentro de su mojigatería o morronguería, creen o dicen que el spanking sólo lo practican los adeptos al BDSM (Bondage, Disciplina, S

umisión y Dominación), o lo han hecho y luego mienten y dicen : eso nunca lo haría, eso es de “enfermos sexuales”.

En cuanto a lo primero, aunque tienen razón que los seguidores del BDSM tienen dentro de sus prácticas el spanking, no es exclusivo de ellos. Quienes practican el sexo convencional o denominado “sexo vainilla”, también pueden incluir la práctica del spanking o la cultura de los azotes y nalgadas, para erotizar un poco más su vida sexual y llevarla al nivel de éxtasis deseado. Y, con respecto a los MORRONGOS que niegan al spanking  de su sexo, como Pedro a Jesús. Déjenme decirles que son unos cobardes, y que no tiene nada de malo reconocerlo…Todo es válido en el sexo mientras sea consensuado.

Pero a lo que voy, es a motivarlos para que si de verdad no lo han hecho, se inicien en esta sexy práctica. Porque no hay nada más estimulante que te reten y dentro de un juego de roles te digan ¿te portaste mal?, y acto seguido con la palma seca, te den un par de nalgadas.

Las nalgadas, más allá de si se enrojece el área o no, son muy beneficiosas porque: te sacan de la rutina, le ponen más picante a tu acto sexual(Lo erotizan por completo), distensionan uno de los músculos más estresados del cuerpo; hace que te excites más, si tu pareja de la nada (pero con aprobación previa), empiece a “azotarte” o a darte palmadas intermitentes y sorpresivas. Esto hará que irrigues más sangre a toda esta zona, incluida la pélvica y que el orgasmo sea contundente.

Es muy importante estimular las nalgas, porque es una de las principales zonas erógenas del cuerpo y sólo se activan particularmente con los “nalgazos”, ya que su músculo está recubierto de bastante grasa. Pero ten cuidado y no abuses, aunque es un área bastante abullonada, también podría sufrir de algo conocido como tendinitis. Así que procura no concentrarte zonas circundantes a los tendones, sino donde haya músculo. Y comunícaselo a tu pareja.

Y en cuanto a la técnica, no tienes que ser un profesional dando nalgadas. Puedes recurrir a la clásica nalgada con las manos arqueadas y los dedos juntos, decidirte a abrirlos un poco más, e imprimirle la intensidad y velocidad que quieras teniendo en cuenta a tu pareja. O también. Puedes utilizar herramientas adicionales como látigos. Varas o floggers.

El cómo practiques el spanking depende del quién, dónde y para qué. No lo olvides, pero yo te recomiendo nalgadas lentas, irregulares y con intensidades sorpresivas. Qué excitante.

Si quieres saber un poco más de este tema. No olvides ver #RockAndSex, este miércoles a las 6 pm, por el fan page de SayYeahTV, junto a grandes invitados de Rock.

Por @LAPROFECAMILASA

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *