,

La era de los Lolitos

Noticias, estrenos, música y ¡MÁS! entérate de todo por #SAYNEWS

Cuando Vladimir Nabokov publicó en 1955 su novela Lolita, causó un gran escándalo por el contenido temático: el incesto y la efebofilia no eran temas digeribles fácilmente. Pero en los setenta, luego ochenta y hasta la actualidad, se ha creado una cultura de La Lolita enfocada hacia los medios masivos y este personaje de la niña menor seductora se ha vuelto un fetiche que impulsa el deseo de numerosos consumistas. En la música, muchas cantantes han adquirido la imagen de Lolita para causar polémica publicitaria: Avril Lavinge, Alizee, TATU, Keisha, Ashlee Simpson, Hayley Williams, e incluso Chibi, la vocalista de The Birthday Massacre.

Esto convierte a la controversia en moda, pero existe otro fenómeno social en la música que llama la atención. Ya no solo está la imagen de la niña inocente, coqueta para el público masculino, sino que también existe un modelo para seducir al público femenino. Los cantantes varoniles, con barba y pose de machos rudos, quedan opacados por cantantes con aspecto de niños inocentes y “bonitos”, aunque con grados escondidos de perversidad; a estos estereotipos se les puede considerar muy bien como Lolitos. Aparecen con frecuencia en el género del pop: Justin Bieber, Jonas Brothers, Drake Bell, One Direction, Big Time Rush,  etcétera. Cantantes que se pueden ver más femeninos que las mismas groupies que deliran por ellos y a los que se puede distinguir, incluso, de las “Boy band” noventeras, puesto que los Backstreet boys o N´Sync, aun siendo niños bonitos, tenían una esencia más adulta que pubescente

Esto convierte a la controversia en moda, pero existe otro fenómeno social en la música que llama la atención. Ya no solo está la imagen de la niña inocente, coqueta para el público masculino, sino que también existe un modelo para seducir al público femenino. Los cantantes varoniles, con barba y pose de machos rudos, quedan opacados por cantantes con aspecto de niños inocentes y “bonitos”, aunque con grados escondidos de perversidad; a estos estereotipos se les puede considerar muy bien como Lolitos. Aparecen con frecuencia en el género del pop: Justin Bieber, Jonas Brothers, Drake Bell, One Direction, Big Time Rush,  etcétera. Cantantes que se pueden ver más femeninos que las mismas groupies que deliran por ellos y a los que se puede distinguir, incluso, de las “Boy band” noventeras, puesto que los Backstreet boys o N´Sync, aun siendo niños bonitos, tenían una esencia más adulta que pubescente.

Los Lolitos crean un despertar erótico de fans, en su mayoría mujeres, dispuestas a pagar lo que sea por sus productos o los boletos para sus conciertos. Sin embargo, un día estos músicos envejecen y sus representantes tienen que ver cómo cambiar el concepto de sus imágenes o tendrán que desaparecer. Casos como el de Jared Leto, Gerard Way o Ville Valo, vocal de HIM, al crecer y engordar, dejan de salir como niños con uniforme escolar, para adoptar una imagen más madura. Entonces, tanto El Lolito como La Lolita, se vuelven pasajeros.

Aquí te dejo un video de The Birthday Massacre

BY. @Ginger_label 

This post was created with our nice and easy submission form. Create your post!

What do you think?

0 points
Upvote Downvote

Total votes: 0

Upvotes: 0

Upvotes percentage: 0.000000%

Downvotes: 0

Downvotes percentage: 0.000000%

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *